logo-catolicodeapie

La luz de Cristo

9,50 

En él se aborda un interesantísimo asunto: la interacción que existe en medio de las bendiciones y ritos vespertinos dedicados a la luz que realizaban los paganos, y las bendiciones y rituales cristianos, tanto domésticas como comunitarias. En lo que los paganos aclamaban a la luz como «amada luz» y «luz buena», los cristianos, por su lado, llamaban a Cristo «Luz sin ocaso» y «Luz gozosa». Los ritos paganos del encendido de las lámparas brindaron paso tanto a lucernarios diarios (las vísperas) como a vigilias solemnes de Pascua, en las que ya en la Antigüedad se alternaba la Lumen Christi con su contestación Deo gratias.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “La luz de Cristo”

Related Products

error: El contenido está protegido