428 - TE CONOCE PERFECTAMENTE Y SIN EMBARGO TE QUIERE

 

 

 

 

El amor de una madre, de un padre, de un amigo verdadero que ‘te conoce perfectamente y sin embargo te quiere’, encarnan el querer de quien nos ha engendrado en el ser: Dios.

 

Conoce todo de nosotros, de cada uno, hasta el pensamiento más íntimo, y sin embargo nos quiere tal como somos, uno a uno, en nuestra singularidad, en nuestro amor imperfecto.

 

Nos lleva en sus entrañas, porque de Él hemos salido, de Él somos, en Él estamos y vivimos…, aunque le ignoremos, aunque le despreciemos, aunque le volvamos a crucificar…, nunca pierde la esperanza con quienes obstinadamente caminan a ciegas.

 

Se pone delante para que con Él tropieces, para que le veas y le conozcas. Para calmar tu sed te ofrece agua viva con la que no vuelves a tener nunca sed, manantial que no se seca porque surge del Amor que siempre crece y crece sin parar, sin fin.

 

Te quiere a pesar de conocerte perfectamente, te quiere así, con tus imperfecciones, las desea más que tus éxitos. En la debilidad se muestra la fortaleza, nos dice san Pablo, pues quien perfectamente te conoce, en nuestra debilidad despliega su amor infinito.